Consciente de Mis Necesidades 

Contemplar, Identificar, Aceptar, Restaurar 

“Cuando mis necesidades están satisfechas, mis sentimientos son agradables. Cuando no están satisfechas, sentimos emociones desagradables. Cuánta más conciencia tengamos de nuestras necesidades, mayor será la autonomía con la que podamos vivir y mejor entenderemos a otras personas”

Marshall B. Rosenberg

 

padre hijo sol

Mis Necesidades son Oportunidades

Como La Mejor Madre de tres “maravillosos tesoros” intento tomar las situaciones que me movilizan emocionalmente y que evidencian mis Necesidades No Satisfechas como oportunidades para conocerme mejor.

Dedico mucho tiempo al proceso de conocimiento personal y desde hace algunos años trabajo en el proceso para Ser Consciente. Al autoevaluarme concluyo que he avanzado mucho en el conocimiento de mis Carencias Afectivas y en el de mis Necesidades No Satisfechas.

Sin embargo la vida cada día me presenta situaciones que me confirman: Debo intensificar mi trabajo. Más aún cuando nuestra familia convive con personas alejadas de nuestra idea de crianza. Básicamente esto sucede cuando salimos de “Vacaciones”.

helados dibujos
helados dibujos
helados dibujos

Sosteniendo Necesidades

Intentamos con mucha vehemencia orientar a nuestros hijos para que sean seres sumamente libres. Para lo cual los escuchamos desde nuestros abiertos corazones, hasta el fondo de sus más internas e intensas emociones.

En general mostramos todo nuestro respeto hacia sus ritmos biológicos, incluido por supuesto el de la alimentación y este es un tema difícil sobretodo cuando compartimos tiempos de “comida” con otras familias.

Como lo he mencionado, nuestros hijos comen de acuerdo a su ritmo. No los condicionamos ni con castigos, ni con premios el que terminen la comida que se les ha servido. Esto quiere decir que si necesitan comer, comen y no necesariamente el postre después del plato de fondo. 

niña helado
niño helado
señorita helado estatua

Una Necesidad Biológica

Las comidas, la mayoría de veces, son los momentos en los que se generan situaciones típicas de oposición frente a nuestras posturas en torno a la crianza basada en el respeto. Somos catalogados desde padres inocentes sobreprotectores hasta irresponsables padres permisivos. Calificativos que felizmente no nos hacen retroceder en nuestros principios de crianza.

En esta oportunidad nuestros anfitriones, que pasan los 70 años, han sido sumamente amables y cariñosos en todos los momentos compartidos esos maravillosos días sin embargo en reiteradas ocasiones han condicionado a nuestros hijos a terminar su comida con premios y en este específico caso con helados.

Comparto con ustedes lo que vivieron mis emociones en ese preciso momento para a partir de la experiencia, comprender mi propuesta del proceso para Ser Consciente en sus cuatro fases. 

Primero declaro que paradójicamente, lo que pasaba con nuestros hijos en ese instante no me preocupaba. Si a nuestros hijos se les pide hacer algo que les incomoda, no lo van hacer y van a sostenerse en la seguridad que les proporcionamos con nuestra mirada, con el contacto físico y/o con nuestras palabras.

Entonces ¿Por qué compartir esta vivencia familiar? Pues porque quien me preocupaba en ese momento era Yo. Quien evidenciaba en ese momento una necesidad no satisfecha era Yo. Quien se prendía por dentro era Yo.

mirada ojos gato negro

La Contemplación

La palabra contemplar deviene del latín contemplari: mirar atentamente un espacio concreto. El concepto suele referirse a centrar la atención en alguna cuestión que puede ser espiritual o física.

La Contemplación es la primera fase del proceso y nos permite mirarnos por dentro cuando se presenta una situación perturbadora. Se inicia con la visualización objetiva de nuestras emociones y con la experimentación de cambios en  la corporalidad.

El corazón late golpeando con fuerza, en paralelo la respiración pierde su ritmo natural, la inhalación y la exhalación se aceleran mientras se confunden entre sí. Al mismo tiempo la mirada adquiere la suficiencia de herir, la piel quema y seguidamente o quizás al mismo tiempo, la boca pierde su frescura y se seca.

¿Qué nos moviliza?

Estoy segura que nos sentimos así cotidianamente ya sea con nuestros hijos, con familiares, con personas desconocidas, etc. 

Basta un gesto, una frase, una mirada, “un no mensaje”, una “no llamada” para activar en nosotros un total desequilibrio emocional, que si bien conocemos cómo se manifiesta, desconocemos cuál es su origen.

Y como estamos tan automatizados, no nos detenemos para Ser Conscientes del qué, del por qué y del cómo llegamos a reaccionar o a perturbarnos de esa manera.

En este específico caso, el día de las vacaciones, lo que activo la agitación de mis sentimientos fue una frase del terror:

Solamente comen helado los niños que terminan toda su comida

mujer desesperación

Aquí el proceso de Ser Consciente pasa a otra fase. Ya nos hemos contemplado para descubrir el qué nos ha movilizado y el cómo se manifiesta esta movilización emocional en nuestra corporalidad.

Indagaremos más dentro de nosotros e identificaremos el por qué “ese algo” tiene el poder de alterarnos.

La Identificación

La identificación está vinculada a la identidad, que es el conjunto de los rasgos propios de un sujeto o de una comunidad. Dichos rasgos caracterizan al individuo o al grupo frente a los demás. La identidad es, por otra parte, la conciencia que un ser humano tiene respecto a sí mismo.

Me he preguntado, intentado conservar mi neutralidad, qué es lo que me ha perturbado tanto de esta frase terrorífica:

Solamente comen helado los niños que terminan toda su comida

¿El condicionamiento de un adulto hacia un niño con aspectos que considera adecuados? No ¿El tono que utilizaron?  Siendo justa no fue un tono imperativo, por el contrario fue dulce y amoroso (lo que considero aún peor ya que se torna sumamente manipulativo) pero tampoco fue eso lo que me incomodó.

Había algo más contundente detrás de la frase que me perturbaba y no dependía ni de los emisores del mensaje (nuestros anfitriones), ni de los receptores (mis hijos), ni del mensaje en sí. La perturbación venía de mí hacía mí.

¿En dónde se origina la perturbación?

En el transcurso de nuestra crianza, los rechazos, las imposiciones y la falta de atención así como los premios, los castigos, el no haber sido atendidos, ni tomados en cuenta además el haber sido rechazados, gritados y golpeados del mismo modo el haber sido comparados, desprotegidos y minimizados entre un sin fin de maltratos más, nos hacen desarrollar Carencias Afectivas.

Para nosotras las madres es imprescindible e impostergable identificar las privaciones de afecto que sufrimos en la niñez. Y no porque nuestros padres no nos hayan amado, sino porque quizás no nos han amado como lo hemos necesitado.

Para ahondar sobre esta maravillosa idea podemos consultar los aportes de Yvonne Laborda quien hace una magnífica conceptualización de la misma.

Efectivamente la frase del terror en las vacaciones evocó en mí esas Carencias Afectivas en las cuales no necesito ahondar en este artículo. Lo importante es manifestarles que al haberlas identificado he llegado a entender mis conductas desarmonizantes en momentos inesperados.

huevos rojo blancos

Lamentablemente para nuestros hijos, nuestras Carencias Afectivas hacen su soberbia aparición cuando justamente empezamos a cumplir nuestro rol de Madres. Identificar es inaplazable si queremos que nuestros hijos no se envenenen de nuestras insuficiencias afectivas.

Llegar a Ser Consciente es una decisión que implica mucha constancia, tolerancia y voluntad sobretodo en este trecho del camino. En la fase de La Identificación necesitamos comprometernos con nosotras mismas y asumir la responsabilidad de dar los pasos necesarios para llegar a amar incondicionalmente a nuestros hijos. 

El proceso es tan poderoso que vale la pena dar todo de nosotras. Más adelante, les aseguro seremos recompensadas con paz emocional y con fuerza interna para generar un entorno familiar colmado de respeto, tolerancia y empatía familiar.

La Aceptación

Con origen en el término latino acceptatio, el concepto de aceptación hace referencia a la acción y efecto de aceptar. Este verbo, a su vez, está relacionado con aprobar, dar por bueno o recibir algo de forma voluntaria y sin oposición.

Nos encontramos en la tercera fase del proceso y hasta el momento hemos contemplado nuestra desarmonización corporal y emocional. También hemos identificado el origen de nuestras Carencias Afectivas.

Nos corresponde dar el tercer paso: La Aceptación

¿Qué necesitamos aceptar?

No hemos sido criados con respeto a nuestras necesidades, no siempre hemos sido amados incondicionalmente, no hemos sido aceptados.  Por el contrario hemos sufrido el autoritarismo, los maltratos y los desórdenes emocionales de quienes nos han tenido a su cargo.

Ni juzgo, ni culpo, ni cuestiono a nuestros padres, abuelos o adultos en nuestro entorno infantil. Simplemente invoco a las personas a transparentar su infancia para llegar a Ser Consciente de sus procederes para consigo mismos y con los demás.

A mí optar por el Ser Consciente me hace vivir alejada del reaccionar a la defensiva y del juzgar a los otros. Sin lugar a dudas es la mejor decisión que he tomado en dirección a sentirme en paz y disfrutar la armonía familiar que vamos llevando en casa.

niñas sonrisas hermanas
niños hermanos miradas juegos

Hagamos una pausa para confesarnos y aceptar cuáles son nuestras Carencias Afectivas de la infancia. Aquellas que nos hacen vivenciar tan nítidamente nuestras Necesidades No Satisfechas en la actualidad. En esos momentos “especiales” ya sea con nuestros niños, familiares o con personas ajenas a nuestro entorno.

No es sencillo escarbar dentro de uno mismo sin embargo estoy convencida que es indispensable hacerlo para vincularnos desde el amor y el respeto con nuestros hijos, con nuestra familia, con el mundo en general y sobretodo con uno mismo a pesar del dolor y la angustia que esto puede  implicar.

La Restauración

Este verbo proviene de un vocablo latino que se utiliza para denominar la acción y efecto de restaurar (reparar, recuperar, recobrar, volver a poner algo en el estado primitivo). El término tiene varios usos diferentes según el contexto.

En la crianza continuamente nos estrellamos con cuestionamientos, conflictos y dudas que despiertan nuestras frustraciones. Cuando pases por alguna situación que altere tu armonía emocional o si intuyes que vives de forma poco o nada armónica detente y captura aquello que te está incomodando. 

Contémplate, Identifica, Acepta y Restaura.  Ahora que no eres madre y/o no planeas serlo. Ahora que tus hijos están pequeños y necesitan tu amor incondicional. Ahora que tus hijos son adolescentes y necesitan tu absoluta empatía. Ahora que tus hijos son adultos y responden a sus Carencias Afectivas. Ahora, simplemente ahora.

¿Cómo Restaurarnos?

Lograr La Restauración de nuestras Necesidades no Satisfechas es el fin del proceso para Ser Consciente y  es el inicio del proceso para Ser Feliz.

Restaurarnos es atender lo más interior de nuestras emociones con compasión y no juzgarnos, ni juzgar por el contrario apreciarnos. Si llegamos hasta esta fase del proceso estamos en el maravilloso camino de nuestro propio y legítimo conocimiento.

Reparar nuestros vínculos afectivos sin culparnos, ni culpar nos dará el poder de amar y amarnos incondicionalmente.

Les cuento que después de haber pasado por todo el proceso para Ser Consciente en el preciso instante de haber escuchado la frase del terror:

Solamente comen helado los niños que terminan toda su comida

Me he sentido aliviada pues esa frase me dio la oportunidad de conocerme y aceptarme a pesar de mis Carencias y Necesidades.

corazón tela lana

El sumergirnos  en el proceso para Ser Consciente nos hará seres humanos de miradas trascendentes, de tacto amable, de palabra certera.

Si somos madres tendremos la asombrosa oportunidad de vivenciar con armonía nuestro rol en consecuencia seremos La Mejor Madre para nuestros hijos .

Aquellas capaces de amar, empatizar y conectar  no solamente desde el amor incondicional sino desde el más profundo y honesto autoconocimiento.

playa libertad mujer

Para tener en cuenta: El Proceso para Ser Consciente no termina, se inicia en cada persona, con cada persona. En una nueva situación y en un nuevo acontecimiento. Disfrútenlo, de eso se trata vivir.